¿Cuáles son las cajas de embalaje más utilizadas?

No importa qué tipo de paquete desees enviar. Seguro que existe un tipo de caja que se adapte perfectamente a tus necesidades. Sin embargo, saber qué tipo de caja elegir es otra historia. Los que sí es innegociable para todas las cajas de embalaje es que cumplan con funciones indispensables como la protección o mejorar la experiencia de marca general de tu cliente. Sin más preámbulos, hoy en el blog de Grupo Priecas, donde recientemente te hablamos acerca de la importancia del packaging del vino, vamos a sumergirnos en los tipos más comunes de cajas y cómo funcionan para mantener tu producto seguro y protegido mientras brindan una gran experiencia de marca.

Caja plegable

Tiempo atrás, las cajas de cartón plegables solían usarse para simplemente empaquetar productos costosos. Hoy en día, este tipo de cajas es uno de los más comunes y populares de cajas disponibles. Comúnmente conocidas como cajas de productos personalizados, estos embalajes de cartón se utilizan para la mayoría de los envases de productos que podemos ver en las tiendas. En cuanto a su diseño, cuentan con una solapa en uno de los dos extremos de la caja. Ya sea que se pretenda enviar ropa, velas u otros artículos ligeros, las cajas de cartón plegables son una excelente manera de asegurarse de que tu paquete llegue a las manos de tus clientes en las mejores condiciones.

Caja rígida

Las cajas rígidas ofrecen una opción más fuerte y duradera para tu producto. Están hechas de materiales más compactos, por lo que no se pueden plegar como las cajas tradicionales. Para ayudar a suavizarla y hacerla más atractiva para los consumidores, las cajas rígidas a menudo se envuelven por separado con algún elemento adicional que permite un poco más de libertad de diseño y agrega un toque de identidad de marca al embalaje.

Caja telescópica

Estos tipos de cajas vienen en dos partes, y de la misma manera que una tapa del telescopio cubre la lente, esta caja puede tener su tapa quitada de una manera similar. Muchos productos de lujo se empaquetan de esta manera para dar una experiencia de unboxing y sofisticación instantánea.

Caja tuck end

Aunque el nombre de este tipo de caja es en cierto modo complicado, la forma en que funciona es bastante sencilla. Puedes construir la caja sin la necesidad de otro material adicional y la caja se sostiene con solo doblar los extremos y meterlos en el frente. Los productos horneados se envían a menudo utilizando este estilo de caja. Las posibilidades de diseño son inmensas. La parte superior de la caja puede incluso ser transparente para mostrar los productos en el interior, por lo que es una opción popular para la comida deliciosa.

Caja postal

Este tipo de caja está listo para la venta al por menor y se puede enviar por correo, sin necesidad de embalaje adicional. Se trata de embalajes pensados y diseñados para su envío a través de plataformas de mensajería. Es verdad que la palabra “postal” parece indicar que son específicas para el correo ordinario (y es cierto que son la caja tipo para este fin), pero en realidad resultan idóneas para su transporte y manipulado por parte de cualquier plataforma o proveedor logístico.

Caja de cartón corrugado

Aunque los productos pesados se suelen enviar en cajas rígidas, si un artículo es demasiado pesado incluso para una caja rígida, una caja corrugada será el soporte adecuado para ese envío. Las cajas rígidas se fabrican con material corrugado, por lo que mantienen intacta su integridad estructural incluso cuando se apilan. Esto, a su vez, ayuda a prevenir más daños a los elementos almacenados en el interior. Estas características hacen que este tipo de cajas sean ideales para moverse.

¿Qué te ha parecido el artículo que hemos preparado para ti en nuestro blog? ¿Te ha parecido interesante? Permanece atento porque en Grupo Priecas volvemos muy pronto con una nueva publicación relacionada con el sector del cartón y el embalaje.